Alarmas y cámaras IP, ¿juntas o por separado?

Cuando salimos por la puerta de nuestra vivienda o cerramos con llave nuestro negocio hasta el día siguiente, queremos estar seguros de que todo se queda tal y como nosotros lo dejamos. Para nuestra tranquilidad, nacieron los sistemas de alarmas. Hoy en día existe una gran variedad de centrales que nos avisan a nuestro propio teléfono móvil de forma instantánea en caso de que se produzca un salto de alarma. Ya sabemos que actuar rápido es clave en caso de intrusión, pero  ¿y si la alarma salta y no nos encontramos cerca de ella? Una cámara IP es la solución.

Imagina por un momento estar disfrutando de unas merecidas vacaciones, en la playa, de viaje o haciendo una visita a tus familiares del pueblo. De repente tu alarma te avisa a tu teléfono informando que el sensor de la puerta principal ha saltado y tú te encuentras lejos. Lo único que puedes hacer es tratar de llegar al lugar lo más pronto posible para comprobar qué ha pasado. Sin embargo, ¿qué te parecería poder conectarte a una cámara en el mismo instante en que tu alarma te llame? Ya lo dice el refrán: “una imagen vale más que mil palabras”.

Gracias al avance de la tecnología, hoy en día disponemos de cámaras IP inalámbricas que te permitirán conectarte a ellas a través de una aplicación gratuita desde el móvil o la tablet y ver, en directo, lo que está ocurriendo en el lugar donde están conectadas.  Las cámaras son sin duda el complemento ideal para tu sistema de alarma, que te permitirán poder actuar con rapidez en función de la situación. Además, desde la app móvil podrás realizar grabaciones en el momento en el que te conectes a tu cámara, quedando guardadas en la memoria de tu teléfono móvil.

Recuerda que una alarma es un dispositivo especialmente diseñado para avisarte en caso de intrusión. La central es la encargada de enviar las notificaciones y de estar en contacto con los distintos sensores y puedes personalizar tu sistema añadiendo los complementos que necesites. En el mercado encontrarás periféricos de todo tipo: sensores de presencia tanto de exterior como de interior, magnéticos para puertas y ventanas, detectores de humo, de vibración, etc.

Por su parte, una cámara IP está pensada para que puedas conectarte a ella por Internet desde cualquier parte, aunque estés lejos. Este sistema es compatible con múltiples dispositivos, como ordenador, móvil o tablet. Así, siempre que quieras podrás ver qué está ocurriendo en tu casa o negocio.

Ahora ya lo sabes, la forma más completa para proteger y tener controlada tu vivienda o local, es instalando una de nuestras alarmas con cámara IP para poder videoverificar la situación en todo momento.

Si quieres que un experto en seguridad te atienda personalmente, no dudes en llamarnos al teléfono 954 18 66 32 y responderemos a todas tus preguntas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s